Colmado Quílez

El emblemático colmado Quílez es otro de los comercios históricos afectados por la entrada en vigor de la Ley de Arrendamientos Urbanos, que obliga a estos establecimientos a renegociar un alquiler a precio de mercado actual.

Comercios como la librería Canuda, la juguetería Monforte, la tienda de retales el Indio, la de música Emporium y la de modas Deulofeu, al no poder asumir una subida de la renta de un 700%  en algunos casos, echarán el cierre definitivamente en 2015.

Sin embargo, esta no será la suerte del colmado Quílez. Carlos Lafuente, su propietario -y sommelier de aguas-, ha luchado por mantener el negocio; eso sí, cambiando de ubicación -aunque está al lado del antiguo local- y perdiendo los famosos escaparates.

 

Written by Cristina Martín

Me gustan las ciudades, las olivas, la fotografía, los estampados con tigres y mi hijo. Y no por ese orden. ¡¡Bienvenidos!!

No Comments

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *